Compartir este artículo

¿Cómo funcionan los códigos QR?

Los patrones de los códigos QR representan códigos binarios que se interpretan para revelar los datos almacenados por el código.

Un lector QR puede identificar un código QR estándar basado en los tres grandes cuadrados del exterior del código QR. Una vez identificadas esas tres formas, sabe que todo lo que contiene el cuadrado es un código QR.

El lector QR analiza el código QR descomponiendo todo su contenido en una cuadrícula. Observa cada cuadrado de la cuadrícula y asigna cada uno de ellos a un valor en función de si es blanco o negro. A continuación, agrupa los cuadrados de la cuadrícula para crear patrones más grandes.

¿Cuáles son las ventajas de los códigos QR?

El código QR fue diseñado para mejorar el diseño de los códigos de barras.

 Puede contener más información que un código de barras

Un código de barras solo puede contener una única cadena de información en forma de código numérico. Esto lo hace útil en entornos como el de la venta al por menor, ya que puede identificar con rapidez y precisión un producto que solo tiene asociado un número exclusivo. Sin embargo, no puede hacer mucho más que eso.

Por otra parte, un código QR puede contener mucha más información y de muchos tipos diferentes (como palabras y caracteres). Lo hace todo en el mismo espacio que un código de barras y es igual de fácil de generar e imprimir.

Menos errores

¿Alguna vez has llevado un artículo a la caja y escaneado el código de barras, solo para que se identifique otro artículo completamente diferente? Esta es una circunstancia poco frecuente, pero ocurre, generalmente porque los códigos de barras no están protegidos contra la duplicación. Sin embargo, la mayor capacidad de albergar información de un código QR le da espacio para incorporar un sistema de seguridad.

Fácil de leer

A diferencia de los códigos de barras, que requieren una tecnología especial para su lectura e interpretación, los códigos QR pueden ser leídos y comprendidos por smartphones y cámaras digitales. Esto los hace mucho más útiles para, por ejemplo, las campañas de marketing dirigidas al consumidor.

Fácil de imprimir

Al igual que un código de barras, un código QR solo requiere impresión en blanco y negro (aunque se puede utilizar cualquier color o incluso varios colores).

Más seguro

Es posible cifrar la información en códigos QR, ofreciendo un nivel adicional de protección.

¿Cómo puedo leer un código QR en mi iPhone, iPad o dispositivo Android?

La mayoría de los smartphones integran lectores QR. Algunos de los últimos smartphones que han salido al mercado, como el último teléfono de Google Pixel y los iPhone, cuentan con lectores QR integrados en las cámaras.

Cómo usar los códigos QR

Incluso algunas tablets, como el iPad de Apple, cuentan con lectores QR incorporados en sus cámaras.

Es posible que algunos dispositivos más antiguos requieran una aplicación especial para leer códigos QR, pero, sin duda, no faltan este tipo de aplicaciones en Apple App Store y Google Play.

Leer un código QR con tu dispositivo no podría ser más fácil:

  1. Abre la aplicación del lector QR o la cámara de tu smartphone.
  2. Apunta al código QR; deberías poder orientar la cámara desde cualquier ángulo y aún así recibir la información necesaria.
  3. Los datos se muestran al instante en la pantalla, por ejemplo, si el código QR contiene datos de contacto, estos deberían descargarse instantáneamente al móvil.